Coaching

¡Hola! ¿Sigue alguien por aquí después del parón veraniego? Yo ya estoy de vuelta a la rutina y al día a día después de una vacaciones que me han servido para cargar pilas y energías para todo lo que está por venir en este nuevo curso, que es mucho. Nuevas metas, nuevos retos y cambios en la rutina. Y aunque poco a poco iréis viendo cositas por aquí (como dice el solete Elena Sacoe recuerda no quemar todos los cartuchos en septiembre ;) me apetecía mucho contaros algunas de las novedades que están por llegar y los contenidos que tengo planeados para el blog en estos próximos meses.

El otro día os explicaba en que consiste el coaching y como entiendo yo que puede ser útil para empoderarnos a las mujeres en el mercado laboral. Pero el coaching no es para todo el mundo y para iniciarnos en un proceso de este tipo, que nos requerirá una gran inversión en tiempo, esfuerzo y autoconocimiento, debemos preguntarnos primero si realmente es la mejor herramienta que tenemos a nuestro alcance según nuestras circunstancias y los objetivos que queramos conseguir. Siempre explico que para mí el primer paso para que un proceso de coaching con una clienta pueda tener éxito es el trabajo y reflexión que ella haya podido hacer para llegar a mí. No todo el mundo está preparado para lo que significa un proceso de pero cuando una clienta acude receptiva, sabiendo en que puedo ayudarla y dispuesta a responsabilizarse de todo el trabajo que un proceso como este requiere, entonces yo sé que podemos empezar a trabajar: analizar la situación, establecer objetivos, elaborar un plan de acción e implementarlo para poder llegar a aquello que ella necesite para que el trabajo sea una pieza más que sume en su bienestar.

Últimamente el coaching "está de moda" y cada vez más personas recurren a él para superar obstáculos o impedimentos en alguna faceta de su vida. Presente en ámbitos muy dispares el coaching profesional o laboral pisa también con fuerza en los últimos años aunque, en realidad, hace más de 20 años que muchos profesionales lo aplican con éxito. Pero, ¿qué es realmente el coaching profesional? Hoy podemos encontrar muchas definiciones distintas sobre lo que es el coaching y por eso para mí es realmente mucho más fácil empezar por aquello que no es el coaching.

Suscribete
Y CONSIGUE LA GUÍA PARA ENCONTRAR TU VERDADERO CAMINO PROFESIONAL