Autoconocimiento: 10 ideas para conocerte mejor

Autoconocimiento: 10 ideas para conocerte mejor

En los últimos meses he hablado ya por aquí del autoconocimiento, lo que es y lo que ha supuesto para mí. Pero, ¿por qué algunas personas tenemos está necesidad de conocernos mejor? Es una realidad que, aún hoy, mucha gente vive con el piloto automático en marcha. No se para a pensar ni a reflexionar sobre quién es, lo que quiere o lo que pasa a su alrededor.

Pero también es verdad que cada vez más personas tenemos la necesidad de indagar en nosotras mismas. A veces, porque sentimos la necesidad de avanzar, de crecer, en lo profesional pero también en lo personal. Otras veces simplemente pasamos un mal momento, nos sentimos mal, y encontramos paz y respuestas en el autoconocimiento. Sea cómo sea cómo llegamos al autoconocimiento hay muchas herramientas que pueden servirnos para este propósito y se trata de buscar aquellas que más se adapten a nuestras necesidades y forma de ser.

Por eso en el artículo de hoy te traigo 10 herramientas o estrategias que pueden servirte para conocer mejor quién eres y qué quieres, que es de lo que trata el autoconocimiento al fin y al cabo.

¿Para qué sirve el autoconocimiento?

Conocerte mejor es en definitiva un proceso de aprendizaje sobre ti misma. Te permite reconocer aquello que estás haciendo bien pero también aquello que puedes mejorar. A mí, por ejemplo, me ha servido para reconectar con mis fortalezas y saber qué cosas me hacen única, algo que sin duda ha ayudado a mi autoestima. A menudo son cosas que tenemos, que otros valoran, pero que nosotras no sabemos ver ni apreciar. Pero también para identificar mis debilidades y decidir en qué puntos quería mejorar. Algo especialmente útil para mi negocio, pero también en mi día a día. No soy perfecta, nunca lo seré, pero aún así ahora me atrevo a hacer muchas más cosas sabiendo que el fallo es una oportunidad de aprendizaje, especialmente sobre mí misma.  

Pero sin duda el autoconocimiento es también muy útil para afrontar los miedos y creencias que nos limitan. Poder cuestionar los patrones aprendidos, las ideas preconcebidas que tenemos de las cosas, es sin duda un proceso muy poderoso que puede ayudarnos en muchas facetas de nuestra vida. En el caso por ejemplo de las mujeres emprendedoras sé que muchas nos hemos cuestionado nuestras creencias sobre el dinero y la abundancia a raíz de nuestro emprendimiento. Sin duda un proceso de conocimiento muy profundo.

Así que a continuación te doy algunas ideas de herramientas y estrategias que te pueden permitir conocerte mejor y aprender de ti misma.

5 herramientas para conocerte mejor

En primer lugar, quiero presentarte 5 herramientas que yo he usado en mi proceso de crecimiento personal y que me han ayudado a comprenderme mejor. Son herramientas que utilizo o he utilizado y que, si tienes ganas de indagar en ti, pueden ser muy útiles.

Escritura automática

Es sin duda mi herramienta favorita, no sólo para mí, sino también para mis clientas de coaching. Escribir tiene muchos poderes y muchos efectos beneficiosos. Las cosas se vuelven más reales, nuestras ideas se ordenan, reflexionamos de forma más profunda y nos permite un espacio y tiempo para nosotras.

En el caso de la escritura automática, muy utilizada dentro de la escritura terapéutica y popularizada en los últimos años gracias al libro El camino del artista y su propuesta de páginas matutinas, se trata de escribir sin una idea previa. Sin un tema concreto ni un objetivo definido, simplemente escribir dejando que fluyan las palabras. Este tipo de ejercicios nos permiten que fluyan muchas ideas y, a menudo, nos darán muchas pistas sobre creencias, miedos o juicios que nos están impidiendo crecer.

Si además quieres hacer un ejercicio para escribirte bonito y que puede ser un muy buen recuerdo de tu proceso de crecimiento, sin duda mi artículo sobre cómo escribirte una carta es para ti.

Yoga

Hace un tiempo ya os conté que, para mí, el yoga es como mi medicina. La práctica del yoga no se basa sólo en el cuerpo, sino que también aborda la mente o las emociones. Por eso, para mí ha sido una herramienta esencial para conocerme mejor. De hecho, se ha demostrado que el yoga aumenta el volumen de zonas de nuestro cerebro que nos permiten mejorar la atención, la toma de decisiones y la motivación (el córtex prefrontal), la gestión de las emociones (la ínsula) y la memoria (el hipocampo), algo muy útil cuando hablamos de autoconocimiento.

Pero además, en mi opinión, practicar yoga con regularidad te permite un espacio de conexión contigo misma que, con el ritmo de vida que llevamos, muchas veces es difícil encontrar. Sin duda alguna, a mí me ha ayudado a observarme, a reflexionar e incluso a superarme con pequeños retos que me han enseñado mucho.

Carta astral

La última herramienta a sumarse a la lista pero una grata sorpresa para seguir cuestionando, reflexionando y observando quién soy y cómo soy, y sobretodo, cómo quiero ser. La carta astral o carta natal es un mapa que representa las posiciones planetarias de nuestro Sistema Solar en el momento que nacemos. En este sentido, la carta astral simboliza nuestras potencialidades y dificultades innatas que configuran un patrón conductual y que desarrollaremos en mayor o menor medida.

Es de gran ayuda en momentos de caos o de sentirse perdida puesto que sirve cómo brújula interna que te permite ver con distancia tú camino. Además, te ayuda a comprenderte y, sin duda, es de gran ayuda cuando decides aventurarte en un proceso de autoconocimiento. Si te interesa, te recomiendo seguir a Anna de Plutón en Sombra o incluso consultar tu carta online en Cosmograma, aunque lo mejor siempre es pedir una lectura para conocer bien toda la información.

Respiración para conectar

Respirar es sin duda una gran herramienta de autoconocimiento. Y sí, no te lo digo bromeando, te lo digo de verdad. Aunque es algo que hacemos constantemente pocas veces lo hacemos de forma consciente, poniendo toda nuestra atención en nuestra respiración. Pero cuando lo hacemos, por ejemplo meditando de forma regular, se abre un espacio de conexión dónde hay mucha claridad y comprensión.

Y a mí, esa claridad y comprensión me ha ayudado muchísimo en mi autoconocimiento. Me ha mostrado partes de mí misma que no valoraba, me ha enseñado otras que tenía olvidadas y me ha permitido conectar mucho más con mi esencia, mi propósito y mis valores. Y para mí, eso es gran parte de lo que tiene para mostrarte y descubrirte el autoconocimiento.

Línea de la vida

La línea de la vida es un recurso utilizado en psicología y en el coaching para poder conocer y comprender mejor tu camino y lo que te ha ocurrido hasta el día de hoy. Es una técnica que requiere de análisis y reflexión para resaltar los momento de cambio, experiencias importantes y quiebres que se han sucedido a lo largo de nuestra historia. Recapitular y unir todos estos elementos nos permite entender mejor lo que nos ha sucedido

La línea de la vida simboliza nuestra experiencia y bagaje, es decir, nuestra historia, que podemos dividir en distintas etapas según lo que nos ha ocurrido. Esta técnica consiste en dibujar (de forma física en un papel o imaginaria) una línea y colocar en ella los acontecimientos o periodos más relevantes de tu vida. De esta forma se convierte en una representación gráfica dónde recogemos aquello que de alguna forma nos ha cambiado o influenciado. Observando estos momentos podemos abrir espacios de reflexión y análisis no sólo sobre el pasado, sino también sobre el futuro. Si quieres saber más te recomiendo este artículo dónde entenderás mejor cómo funciona.

5 estrategias para tu día a día

En este caso quizá puedas pensar que no tienen mucho que ver con el autoconocimiento pero, para mí, las 5 cosas que voy a contarte a continuación son lo que más me ha hecho crecer y avanzar en estos dos últimos años. Son cosas que en realidad no he hecho de forma consciente para mi autoconocimiento pero que, analizando con posterioridad y viendo también el crecimiento de mis clientas, son claves.

Mostrarte

En mi caso, empezar a mostrarme en redes sociales, especialmente en Instagram, fue algo que hice para mi emprendimiento pero que, sin duda, ha tenido una gran repercusión en mi autoconocimiento. Se despertaron miedos y creencias que me han permitido reflexionar sobre muchos aspectos de mi misma. Pero, además, a medida que lo hacía también he redescubierto facetas mías y he mejorado mi autoconcepto, cómo me percibo y me veo.

No tiene porque ser en redes sociales, pero si te invitaría a mostrarte más allá de tus zonas de comodidad, de los sitios a los que estás acostumbrada a ir o las personas con las que te sientes cómoda. Busca cosas que te hagan salir de tu zona de confort, se despertarán miedos, sí, pero eso es necesario para poder aprender y crecer.

Conocer tus valores

Para mí mis valores actúan cómo una brújula, me guían y acompañan para tomar decisiones, para escoger mi camino pero también para transmitir o saber lo que es importante en mi vida y a que quiero dar prioridad. Pero antes de todo este proceso de autoconocimiento la realidad es que no los tenía ni claros ni presentes. Poder conocerlos y reflexionar sobre ellos ha sido un gran paso.

Conectar con tus valores, conocer aquello que para ti es importante pero también, saber qué significa cada valor. Sin duda, saber qué te importa te proporciona mucha claridad, no sólo para saber que quieres en tu vida (y qué no quieres), sino también para poder tomar decisiones con mayor seguridad y cambiar de una forma más coherente y sostenida.

No te conformes

Para el autoconocimiento la actitud es importante y para mí, no conformarme ha sido clave. Primero, por no creerme siempre mis primeras reflexiones y poder cuestionarme lo que iba descubriendo. Pero, también, porque eso me ha abierto a conocer nuevas herramientas, probar cosas nuevas y conocer a más personas que sin duda han seguido, y siguen, enriqueciendo mi autoconocimiento.

Con eso no quiero decir que tengas que estar siempre buscando más y más de una forma exigente que desgaste tu energía (no por favor, autocuidado siempre). Simplemente que siempre te mantengas abierta a descubrir, a redefinir e incluso a veces a volver a empezar para seguir creciendo y conociéndote mejor.

Sé curiosa

Muy relacionado con lo anterior pero me gusta darle un punto propio porque es algo importante y que, de hecho, me encanta trabajar también con mis clientas (de hecho seguro que muchas recuerdan una meditación de la luz que está pensada para despertar la curiosidad). Para mí ser curiosa es clave para el aprendizaje. Querer descubrir, tener ganas por saber, te mantiene motivada durante el proceso.

Intuición

Y por último, algo que también te recomiendo hacer es escuchar tu intuición. Nuestra intuición nos alerta de muchísimas cosas pero no solemos prestarle ninguna atención. Pensamos que es cosa de la imaginación o simplemente una casualidad. Pero si te das el espacio necesario para conectar vas a ir descubriendo que la intuición te enseña muchísimo, también sobre ti misma.

Gracias a la intuición he tomado muchas decisiones en mi vida, aunque en algunos momentos ni siquiera sabía que era la intuición quién me guiaba, simplemente me dejaba llevar por lo que sentía que debía hacer (aún sin argumentos y a veces de forma algo temeraria, pero eso es otro tema, jaja). Si te interesa, te recomiendo este vídeo de Elsa Punset sobre la intuición dónde explica qué es y cómo funciona.

El autoconocimiento requiere tiempo

No quería terminar este artículo sin una reflexión que creo que es muy importante tener en cuenta. El autoconocimiento es un proceso que requiere tiempo y paciencia. No podemos pretender conocerlo todo de golpe, trabajarlo todo al mismo tiempo o avanzar en unos meses lo que ha muchas personas nos ha llevado años de trabajo personal. Debemos respetar nuestros ritmos, cuidarnos en el proceso y saber ver qué necesitamos en cada momento, escogiendo según nuestras circunstancias y prioridades.

Más bien, diría que el autoconocimiento no termina nunca, porque nosotras cambiamos, evolucionamos, y constantemente aparecen nuevos miedos y creencias que nos obligan a observar, revisar y reflexionar para podernos comprender.

¿Qué te ha parecido este artículo? ¿Te ha gustado? ¿Qué otras herramientas o estrategias usas tú para conocerte mejor? Me encantará leerte en comentarios.

Un abrazo,

Si te ha parecido interesante ¡compártelo!
Sin comentarios

Escribe tu comentario

Suscribete
Y CONSIGUE MI GUÍA LOS 5 PILARES DEL AUTOCONOCIMIENTO PARA CONECTAR CONTIGO